Cargando...
AcciónAmazon PrimeVideojuegos

Prime: Fallout

Las adaptaciones de videojuegos no paran, y esta vez le tocaba el turno a Fallout. Pero la cosa se ponía interesante, cuando supimos que no solo Amazon producía, sino que el encargado de llevar el proyecto adelante, era el mismísimo Jonathan Nolan. Veamos qué nos depara esta revisión de la franquicia con el mítico emblema “la guerra, la guerra nunca cambia”.

Esta vez, y siguiendo la tradición de los juegos, decidieron ubicar la historia varios cientos de años después de su predecesora; con tres personajes centrales, Lucy, una sobreviviente de un refugio que debe salir del mismo para buscar a su padre; un miembro de la Hermandad de Acero que sólo búsqueda hacer el bien, y un Ghoul cazarrecompensas. Casualmente, los tres también están tras la pista de la misma persona.

Producida por Jonathan Nolan, podemos decir de entrada, que, por suerte, Fallout pertenece a el (por suerte) cada vez más amplio grupo de buenas adaptaciones de videojuegos. Y creo que el mayor acierto de esta producción, fue el no haber tomado a ninguna entrega de la saga para llevarla a la pantalla de streaming; sino que decidieron utilizar este mundo para contar su propia historia.

Esto hace que la serie sea muy accesible, pudiendo ser entendida por aquellos que nunca tocaron un juego, y por los que somos fans de los mismos. Obvio, este último grupo tiene una ventaja, y es que hay cosas del lore que ya sabemos antes de adentrarnos en los ocho episodios que dura Fallout, aparte de poder captar las cientos de referencias (objetos, lugares, animaciones e incluso sonidos) que se nos presentan.

Otro punto a favor es la ambientación. Hay que afinar demasiado el ojo para quejarse de algún cgi o que algo se vea chafa. De hecho, cosas que podrían haber sido resueltas mediante efectos especiales, fueron hechas en efectos prácticos (las servoarmaduras, por ejemplo). En ese sentido, se viene que la atención al detalle, es moneda corriente en la familia Nolan.

Para cerrar, a destacar el trabajo de los actores principales. Los tres protagonistas lo hacen bien, pero es Walton Goggins (en su faceta humana y como ghoul) quien se lleva las palmas, mostrando que no importa lo que le den, el tipo siempre va a ser uno de los actores más infravalorados de la industria.

Pese a no ser perfecta (como dije, algún efecto evidente, la historia que se alarga un poco), Fallout termina siendo una grata sorpresa. Con un mundo basto por recorrer, y un final de temporada abierto, solo queda esperar que confirmen una segunda temporada, que eleve aún más la vara de calidad que nos trajo esta producción de Jonathan Nolan.

 

8/10

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *