Cargando...
ComediaDramaNetflix

Netflix: Beef

Si hubo serie que arrasó en la temporada de premios, fue Beef. Pero lo curioso, es que al menos en los entornos cinéfilos en los que me muevo, nadie la había visto, y muchos ni siquiera la conocían. Así que, tomándome la molestia de darle una oportunidad, hoy vengo a contarles de qué trata y porque vale la pena ver Beef.

¿Cómo hacer que dos personas se odien tanto? Al parecer porque alguien le tocó demasiado la bocina al otro; o al menos eso fue lo que dio pie para que Amy Lau y Danny Cho se juren la guerra, al grado de meterse en la vida personal y sabotear sus respectivos trabajos, solo para ver quien tiene la palabra final.

Voy a serles sincero, me acerqué a esta serie más por la curiosidad que me generaron tantos premios, que porque de verdad me interesaba. De hecho, ni sabía de qué trataba, más allá que tenía como uno de sus protagonistas, a Steven Yeun, a quien la mayoría conoce como uno de los personajes centrales de la tan estirada The Walking Dead.

Lo mejor de haber hecho eso, es que me encontré con una historia que, si bien va escalando en violencia, rencor e ira, comienza con algo tan mundano que a la mayoría le pudo haber pasado; y es el haber tenido una discusión en el estacionamiento de un mega mercado, debido a que ambos involucrados están sumidos en sus propios mundos e hicieron una mala maniobra con el auto.

Pero no todo se limita a dos personas dejándose llevar por la ira y el resentimiento mutuo. A lo largo de los diez episodios que dura la primera temporada (ya tenemos segunda confirmada), podemos presenciar la vida personal de ellos, y cómo este problema que va escalando, también afecta bastante a sus entornos sociales, al grado de que a medida que la historia avance, los veremos estar cada vez peor a como empezaron la serie.

Y para demostrar todo esto, es necesario que los intérpretes principales estén a la altura, y tanto Ali WOng como Steven Yeoun lo hacen. No solo al mostrar buena química como enemigos, sino que, en los momentos dramáticos, ambos se lucen, y luego de haberlos visto en pantalla, puedo asegurar que todos los premios que ganaron son más que justos.

Quizás muchos puedan acusar a Beef de ser exagerada, y que, en la vida real, la violencia no escalaría al grado que lo hace en la serie, más aún habiendo empezando por una tontería como el haberse tocado bocina. Pero si tenemos en cuenta todas las peleas que se generaron por defender a políticos o por el fútbol; no estamos tan alejados de la realidad.

Beef es una serie muy recomendable; que maneja el humor negro con la tragicomedia de forma balanceada; y que va a terminar gustando a todos los que le den una oportunidad.

 

8.5/10

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *