Cargando...
Estreno de la semanaTerror

Estreno de la semana: Juega o Muere

En este océano 2023 de películas de terror malardas se estrena el 30 de noviembre Juega o Muere, primera película dirigida y co escrita por Eri Costa y Eren Celeboglu, protagonizada por Asa Butterfield (Sex Education) y Natalia Dyer (Stranger Things). ¿Estos dos nombres serán anzuelos?

Tenemos en pantalla a una familia que vive en Salem y consta de madre con tres chicos: el pequeño Jo (Benjamin Evan Ainsworth), Marcus (Asa Butterfield) y Billie (Natalia Dyer). No hay padre, pero sí un tío que hace las veces de hermano mayor renegado. La historia comienza mostrando a Jo en pleitos y a Marcus intentando protegerlo, pues bien, esa es la dinámica de estos hermanos. Luego veremos que Billie también sigue este patrón, casi igual que en Stranger Things.

Entonces, cuando Jo encuentra en una casa abandonada en el bosque una daga sospechosa junto a un libro que contiene una historia espeluznante es Marcus quien lo obliga a devolver los objetos que no le pertenecen con la advertencia de no volver a meterse en problemas. Pero claro, las películas de terror nos tienen acostumbrados a que el miedo se esparce porque algún personaje poco avispado mete la pata, nada mejor que un chiquito inquieto para este rol. Tenemos el primer cliché en check.

La cuestión es que Jo no va a obedecer (de lo contrario no tendríamos película), por eso la daga con la maldición ahora esta en la casa de esta familia. Entre travesuras el personaje naif activa el juego de muerte y un ente toma control de su cuerpo. Por supuesto, la madre tiene que irse a trabajar, mientras que los chicos quedan solos, pero con ganas de ir a una fiesta. También hay una amiga y un novio, o sea muchos adolescentes desprevenidos. Todos los cliché están en verde.

Al parecer, la cosa que va a intentar matar a todos es un chico que sufría bullying en la época en que Salem era Salem y se quemaban brujas. Ahora este chico se venga de cualquiera que tome la daga y su método de aniquilación es hacerlos jugar a juegos de niños. El que pierde muere.

No les conté nada de lo que pasa en Juega o Muere y estoy segura que ya saben hasta cómo termina. Muchas veces lo que salva al contenido es la puesta en escena, pero esta vez no va a suceder. Tampoco esperen sustos profundos porque cada vez que matan a alguien la cámara mira hacia afuera. ¿Para qué hacen una película de terror si cuando la van a filmar se tapan los ojos?

En fin, claramente Butterfield y Dyer son un señuelo, no piquen.

El punto a favor es que dura un poquito más de una hora.

 

3/10

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *