Review: Mi villano favorito 3
Dirección 2
Actuaciones 3
Guión 2
Fotografía 3
Música 2

Las dos primeras entregas de Mi villano favorito (Despicable Me) eran excelentes películas que trabajaban sobre la idea de ser padre. Una tercera parte era innecesaria, ya que su historia no pedía ser prolongada. Pero en tiempos de seguir explotando productos, sale esta entrega que lamentablemente deja la sensación de que es una más en ..

Summary 2.4 normal
Dirección 0
Actuaciones 0
Guión 0
Fotografía 0
Música 0
Summary rating from user's marks. You can set own marks for this article - just click on stars above and press "Accept".
Accept
Summary 0.0 bad

Review: Mi villano favorito 3

Las dos primeras entregas de Mi villano favorito (Despicable Me) eran excelentes películas que trabajaban sobre la idea de ser padre. Una tercera parte era innecesaria, ya que su historia no pedía ser prolongada. Pero en tiempos de seguir explotando productos, sale esta entrega que lamentablemente deja la sensación de que es una más en una larga franquicia que no pretende terminar.

La nueva secuela falla en lo que hacía funcionar a las otras dos; su construcción entre los lazos de los personajes está apenas retratado, como si a los guionistas -sabiendo que aun así tendrían éxito- les hubiera dado pereza. Cada personaje tiene su propia trama, que es resuelta simplonamente. Es cierto que por un lado se aprecia que no se cargue de tanto desarrollo algunas situaciones que ya de por sí se sienten un lastre para la historia principal, pero por otro lado no estaría mal que se esfuercen un poco más en trabajar en esas subtramas; o que simplemente no se usen, ya que ni suman ni restan.

Tampoco es que el conflicto principal sea muy interesante, sino una excusa retratada con desidia por parte de sus guionistas. Su predictibilidad es tal que llega a molestar, ya que los directores no hacen nada para que su historia genere emoción o sorpresa, por más que ya sepamos por qué camino irá. En ningún momento importa el conflicto entre los dos hermanos, ni siquiera pareciera importar que lo son; son gemelos sin química y tranquilamente podrían vivir el uno sin el otro. Esto es grave y el problema viene desde un guión hecho sin amor y sin pasión.

Pero si hay algo en lo que sí triunfa es en la creación de su villano principal; irónicamente y como dice su título, es el mejor personaje de la película. En parte porque es quien mejor está construido, pero también porque es en quien recaen los momentos más originales de una película que dialoga con la década del ‘80, una de las épocas más creativas que existieron. Es también quien saca los mejores chistes y referencias, aunque a excepción dos muy graciosas con respecto a La mancha voraz (1988) y a Diabolik (1968), nunca son crípticas, hechas para que pocos las entiendan.

En cuanto a los Minions, corren la misma suerte que esta película. En ningún momento hay una escena que explote el potencial de estos personajes que son mucho más interesantes que su protagonista. Que aparezcan lo suficiente se agradece, pero acá simplemente están colgados, dando vueltas de un lado a otro tratando de sacar carcajadas con una material que ya es bastante viejo.

Seguramente la película sea un éxito y hasta salga otra película sobre esas criaturitas amarillas con voces extrañas, pero si es así y teniendo en cuenta cómo termina esta tercer parte, si no logran inyectarle una dosis importante de energía al proyecto, es posible que el público les dé la espalda, y eso que sus entregas anteriores realmente valen la pena.

Comentarios

comentarios

Related posts

El tirabombas: Homenaje a George A. Romero

El tirabombas: Homenaje a George A. Romero

Dos hermanos viajan en auto hacia un cementerio para dejarle unas flores a un pariente. Tradición que no les gusta nada pero que hacen igual. Ese lugar donde descansan los muertos es también el patio de los recuerdos, algunos que es mejor no recordar como hace Bárbara cuando empieza a acordarse...

Review: Todo, Todo

Review: Todo, Todo

Basada en la exitosa novela de Nicola Yoon, este nuevo drama adolescente, cortesía de Warner Bros, nos lleva a visitar una pintoresca historia de amor motivada por una autosuperación bastante conveniente para un guión que, a pesar de ser poco realista, cumple con su objetivo de sumergirnos en...

Review: Nadie nos mira

Review: Nadie nos mira

Hay algo de irónico en el título de la tercera película de Julia Solomonoff (directora de las también recomendables Hermanas y El último verano de la Boyita), la cámara esta siempre viendo al protagonista, o mejor dicho: la cámara somos nosotros los espectadores, quienes vemos/espiamos lo que le...

Leave a comment